Grupo Núñez i Navarro, nuevamente galardonado por su gestión en la Prevención de Riesgos Laborales durante la rehabilitación de La Rotonda
2018-12-13

La gestión de Núñez i Navarro en la Prevención de Riesgos Laborales vuelve a obtener un reconocimiento externo por su excelencia y su meticulosidad. Si en 2017 fue la mutua Asepeyo la que concedió el premio a la mejor práctica de gestión de la prevención por la gestión global de la rehabilitación del edificio La Rotonda, en 2018 ha sidola principal patronal catalana, Foment del Treball Nacional, la que durante la entrega de los IX Premios Atlante ha vuelto a reconocer la labor del Grupo en materia de prevención en el emblemático inmueble, sede actual de empresas como Nike España o Accenture, además de un excelente revitalizador de la zona, gracias al centro de fitness y los locales de restauración que han abierto en los bajos del edificio. 

La Rotonda tras su rehabilitación

La gala de entrega de premios se celebró el pasado 21 de noviembre en la Sala Magna del edificio de Foment, y contó con la presencia del Director de Calidad, Seguridad y Medio Ambiente del Grupo Núñez i Navarro, Jordi Cabedo, quien recogió el premio en nombre de la compañía. De Núñez i Navarro, el jurado ha valorado la gestión realizada en la obra de rehabilitación del edificio patrimonial de “La Rotonda”, y ha valorado especialmente que los aspectos preventivos se integrasen en todo el proceso de la obra, desde la adquisición del inmueble para asegurar su estado, siguiendo por la coordinación de seguridad de la obra de construcción y finalizando con la explotación comercial del inmueble, así como los resultados obtenidos en materia de siniestralidad laboral.

Al acabar la gala, Jordi Cabedo, destacó tres aspectos a valorar tras la obtención del premio: “en primer lugar, el reconocimiento de una gran entidad empresarial de prestigio, del compromiso por el trabajo bien hecho y la Prevención de Riesgos Laborales de nuestra compañía.  Un refuerzo a nuestra imagen de marca. Además, demuestra que se puede implantar la prevención de riesgos de manera eficaz en la gestión global de una compañía inmobiliaria, como Núñez i Navarro, en las diversas fases de un edificio: la adquisición, la construcción-rehabilitación y la explotación comercial”. También quiso destacar que “nuestro día a día, muchas veces poco conocido y poco “glamuroso” en comparación a otras áreas más estratégicas, aparte de obtener buenos resultados para la empresa; al final también tiene el reconocimiento y la gratificación que se merece”.

Templete modernista restaurado en edificio La Rotonda

La consecución de un segundo premio por la gestión en la prevención llevada a cabo en una obra mastodóntica como fue en su momento la rehabilitación de La Rotonda vuelve a poner de manifiesto la importancia que este área tiene para el Grupo Núñez i Navarro, que basa su estrategia en cuatro puntos diferenciales en pro de la prevención:

  1. Compromiso histórico y continuo de la compañía por la seguridad y la baja siniestralidad laboral, con un apoyo total del Consejo de Administración para implantar las políticas y acciones de prevención en todos los centros de trabajo. 
  2. Disponer de un departamento propio interno de Seguridad y Salud en el área de RRHH, con cuatro especialistas de amplia experiencia y profesionalidad. Independientes organizativamente a las áreas de producción y de operaciones.
  3. Colaboración muy estrecha con responsables y managers internos, contratistas y proveedores que permite traspasar nuestro conocimiento y compartir las responsabilidades en materia de seguridad laboral.
  4. Partir de las obligaciones legales que marca la normativa de PRL como punto inicial de salida, no solo de llegada. Para ir más allá el cumplimiento formal legislativo

El desarrollo coordinado de estos cuatro principios durante más de 15 años del departamento de Seguridad y Salud ha generado, según Jordi Cabedo, “una cultura preventiva interna en Núñez i Navarro que consolida el respeto y busca las mejoras de las condiciones de seguridad y salud tanto para los trabajadores propios como los colaboradores externos”.