FICHA TÉCNICA

  • Dirección: Passeig de Gràcia, 125-127
  • Denominación: NN Passeig de Gràcia
  • Autores: Equipo técnico Núñez i Navarro en colaboración con los arquitectos Carlos Ferrater y Xavier Martí Galí (OAB)
  • Colaboradores: Montse Trilla (OAB) y Jordi Miró (Arquitectura sostenible)
  • Época: 1901
  • Estilo: Clasicismo
  • Uso original: Residencial y oficinas
  • Uso actual: Viviendas, local comercial y aparcamiento
  • Rehabilitación: 2016-2019

Proceso de rehabilitación del edificio

El edificio de viviendas que actualmente encontramos ubicado en los números 125 y 127 de Passeig de Gràcia, fue construido en 1901 por Leandre Serrallach i Mas, arquitecto y profesor en la Escuela de Arquitectura de Barcelona.

La transformación del edificio implicaba el importante reto de lograr, a través del proceso de rehabilitación y unión de las dos casas, la adaptación de este conjunto de edificios del siglo pasado a los usos y necesidades actuales. El proyecto, no solo ha permitido adecuar el interior a las medidas de los pisos actuales, sino que se ha logrado crear la ilusión óptica de estar frente a un solo edificio en ambas fachadas, la fachada principal de Passeig de Gràcia y la posterior de Riera de Sant Miquel.

NN-Passeig-de-Gracia-125-Barcelona

La operación de unión de ambos inmuebles se ha llevado a cabo a través de un vaciado de la crujía central, es decir, del espacio arquitectónico comprendido entre los dos muros de carga de las dos casas contiguas, que coincidía originalmente con las escaleras de ambas casas. De este modo, se ha conseguido, por un lado, abrir un nuevo patio, y por el otro, situar un nuevo núcleo de escalera y ascensores descentrado que resuelve el acceso a los diferentes niveles existentes entre las dos fincas. Actualmente, el edificio comprende dos plantas sótano, planta baja, planta principal y cuatro plantas piso, con plazas de aparcamiento, un local comercial y viviendas respectivamente.

Actualmente, el edificio es fruto de la unión y rehabilitación de dos casas entre medianeras llevada a cabo por el equipo técnico de Núñez i Navarro en colaboración con el despacho de arquitectos de Barcelona OAB.

Además, este trabajo ha permitido redefinir el esquema tipológico original de viviendas pasantes, es decir, edificios que poseen fachadas con orientaciones opuestas, con una excesiva profundidad, mitad de fachada a calle y patios pequeños; e incorporar nuevos pisos que doblan la fachada a la C/ Riera de Sant Miquel o Passeig de Gràcia y poseen una fachada interior de patio con dimensiones muy generosas.

La construcción del nuevo núcleo descentrado también agrupa un local pasante, con doble orientación, con un amplio escaparate que da a Passeig de Gràcia y a Riera de Sant Miquel.

La estructura existente de vigas de madera de los primeros vanos contiguos a las fachadas se ha substituido funcionalmente mediante vigas de acero Noubau. De la misma manera se han apeado las paredes de carga paralelas a las fachadas con pórticos de estructura metálica para permitir unas distribuciones más diáfanas.

Rehabilitación integral de las fachadas

Tanto la fachada principal del Passeig de Gràcia como la fachada de la calle de la Riera de Sant Miquel son las fachadas originales del edificio, que se han mantenido y se han rehabilitado de forma integral. La recuperación de la fachada de Passeig de Gràcia ha tenido en cuenta el mantenimiento de sus elementos protegidos.

Asimismo, en la fachada de la Riera de Sant Miquel, menos ornamentada que la de Passeig de Gràcia y definida originalmente como fachada propia de galería interior de manzana de L'Eixample, se ha mantenido la proporción de las aberturas y sus elementos singulares de interés, como pilares y vigas de fundición y se ha creado por delante una nueva fachada de persianas móviles ligeras, permitiendo la protección del sol de poniente y actuando como filtro visual de los vecinos más cercanos.

De este modo, se ha recuperado la proporción original de las persianas de L’Eixample, con la apertura del «pliego» vertical y la materialidad de la madera, propia de las persianas enrollables en los interiores de manzana de la ciudad.

Todos los colores de estucados, elementos de piedra artificial, esgrafiados, barandillas y carpinterías de aluminio se corresponden a los estudios cromáticos redactados por el Gabinete del color y aprobados por el Departamento de Patrimonio Arquitectónico, Histórico y Artístico del Ayuntamiento de Barcelona.