Arquitectos referentes en Barcelona que debes conocer (II)
2018-02-15

Hablar de Barcelona y de arquitectura nos lleva automáticamente a pensar en el Modernismo, en Gaudí, en Puig i Cadafalch o en Domènech i Montaner. Este triunvirato es considerado la punta de lanza de una disciplina que se ha ido renovando década a década y generación tras generación, bebiendo de diversas fuentes e inspiraciones y variando de estilos, aunque manteniendo todos ellos el valor de la escuela Barcelona en sus creaciones. Así, en un listado TOP de arquitectos vinculados a Barcelona encontraríamos nombres como Enric Miralles, Ricard Bofill, Lluís Clotet o Jordi Badia, de los que ya os hablamos hace un tiempo en nuestro blog.

Hoy retomamos aquella temática para ampliar ese listado de arquitectos referentes en Barcelona que debes conocer

ORIOL BOHIGAS

Historia viviente de la arquitectura barcelonesa con más de 90 años de vida. Artífice de la transformación más grande de nuestra ciudad tras el plan Cerdà y el de la Exposición Internacional de 1929. Suyo fue el proyecto de abrir Barcelona al mar de cara a los Juegos Olímpicos de Barcelona’92. Entre su legado destacan la Villa Olímpica, el Puerto Olímpico, la Universidad Pompeu Fabra o el Tecnocampus de Mataró. Obras que le han llevado a ganar en diversas ocasiones el Premio FAD, el Premio Ciudad de Barcelona de arquitectura o el Premi Catalunya Construcció a la Trayectoria Profesional, galardón honorífico que recibió en 2017 con motivo del 25 aniversario de Barcelona’92. Para bien o para mal, Bohigas puede considerarse el padre de la arquitectura barcelonesa de los últimas décadas, ya que su longeva carrera profesional le ha llevado a influir en las siguientes generaciones de arquitectos hasta la actualidad.

 

Puerto Olímpico de Barcelona. ©Mister No

 

ESTEVE BONELL

Nacido en Banyoles, Bonell cuenta con una amplia trayectoria, tanto en su Cataluña natal como en el extranjero. A destacar, edificios tan singulares como el nuevo Hospital de Sant Pau, ubicado en el triángulo norte del recinto histórico del Hospital. Otras edificaciones en nuestra ciudad diseñadas por el estudio de Bonell son el velódromo de Horta (Premio FAD 1985) o la reforma del edificio Jaume I de la Universitat Pompeu Fabra. Su particular obra ha sido reconocida en dos ocasiones por el Premio FAD (1975, 1985), el Ciudad de Barcelona o el Premio Mies Van der Rohe por el Pabellón Olímpico de Badalona, diseñado para la ya mencionada cita olímpica.

Veódromo de Horta y bloque de edificios diseñados por Carles Ferrater ©Amadalvarez

 

JOSÉ ANTONIO CODERCH

 

Desarrolló su carrera a partir de 1940, cuando obtuvo el título por la Escola Superior de Arquitectura de Barcelona. Junto a diversos arquitectos, entre los que empezaba ya a despuntar Oriol Bohigas, fue miembro fundador del llamado Grupo R, un movimiento que buscaba la renovación de la arquitectura academicista que imperaba en la España de la posguerra.

 

Su legado recoge casas unifamiliares, como la Casa Ugalde en Caldes d’Estrach, edificios de viviendas como los de la calle Johan Sebastian Bach en Barcelona (Premio FAD 1960) y edificios públicos, como la ampliación  de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Barcelona. Entre los más conocidos para el gran público de nuestra ciudad tenemos las Torres Trade (Diagonal con Gran Vía de Carlos III), las Torres de La Caixa en la Diagonal y el conjunto de viviendas Banco Urquijo que levantó en la confluencia de las calles Raset-Freixa-Modolell y que se pueden apreciar desde la Torre Enric Cera.

 

Torres de La Caixa, en la avenida Diagonal- ©jordiferrer

 

CARLES FERRATER

 

Su primera gran obra fue la de 54 viviendas del complejo residencial Sant Just Park en Sant Just Desvern, una obra inspirada en la de Coderch. A partir de ese momento fue bebiendo de otras fuentes hasta contar con un estilo propio que acabaría plasmando a finales de los años 80s, cuando el auge preolímpico le lleva a alzar tres manzanas en la Villa Olímpica, a diseñar un conjunto de viviendas en Vall d’Hebron, el Hotel Rey Juan Carlos I y el Jardín Botánico.

 

Otras obras singulares de Ferrater han sido la Roca Barcelona Gallery, sede institucional de Roca, el Palau de Congressos de Catalunya, la sede de la Barcelona World Race, la Audiencia Provincial de Barcelona, el edificio intermodal que unes las terminales A y B del Aeropuerto de Barcelona, la estación Zaragoza-Delicias y la ampliación de la Lonja de Pescadores de Barcelona, proyecto sin finalizar al cierre de este artículo.

 

Bohigas, Bonell, Coderch y Ferrater. Cuatro arquitectos que han contribuido, en mayor o menor medida, a hacer de Barcelona una ciudad arquitectónicamente singular y llamativa, mediante edificios como los aquí descritos. No han sido los únicos. La lista suma y sigue. Próximamente la  ampliaremos en una nueva entrega. Permaneced atent@s.